Manejo Responsable del Cianuro

Manejo Responsable del Cianuro

Los principios y objetivos del Código Internacional de Manejo del Cianuro reflejan el compromiso que ha adquirido Barrick con esta causa.

Hemos adoptado una política integral y responsable de manejo del cianuro que comprende:

  • Entrenamiento integral de los empleados y entrenamiento permanente de remotivación.
  • Requisitos para que tanto fabricantes como transportistas de cianuro cumplan con el Código.
  • Monitoreos e informes permanentes a las autoridades de gobierno.
  • Auditorías independientes.
  • Planificación de prevención de accidentes.
  • Efectivos sistemas de respuesta a emergencias.
  • Comunicación con comunidades y otros grupos de interés.
  • Planificación para desmontar instalaciones de cianuro al cierre de la planta.

En Barrick creemos que el diálogo abierto y la educación pública sobre el cianuro son herramientas importantes para mejorar la comprensión del tema.

Barrick mantiene diálogos con las comunidades locales para difundir las prácticas aplicadas en el manejo del cianuro e invitar a los miembros de estas comunidades a plantear sus preguntas e inquietudes. Como parte de los requisitos del proceso de certificación del Código, nuestras plantas están identificando oportunidades para llegar al público y grupos de interés a través de visitas a terreno, presentaciones y otras actividades y herramientas comunicacionales.

Click para abrir via Barrick on Pinterest



Barrick trabaja con los fabricantes de cianuro para verificar que éstos se rigen por el Código. A través de sus acuerdos contractuales, Barrick exige a sus proveedores que demuestren su conformidad con el Código a través de auditorías de terceros.

El transporte de cianuro desde el fabricante a la mina puede incluir transporte marítimo y entrega por ferrocarril o camión. El transporte marítimo se utiliza sólo para la forma sólida del cianuro (briquetas secas) mientras que el transporte en rodado se utiliza para las formas sólidas y líquidas de la sustancia.

Las briquetas secas que usa Barrick son sólidas, pequeñas, tamaño uniformes y de un promedio de 18 g. de peso (cerca de 2/3 oz). Son resistentes a impactos y no forman polvo; son fáciles de recoger y de rápida disolución en agua.

Barrick ha implementado detallados protocolos de planificación y seguridad en el transporte para garantizar el traslado seguro del cianuro y la protección de las comunidades y del medioambiente. Barrick y sus productores, distribuidores y transportistas de cianuro han redactado convenios en los cuales han establecido claras líneas de responsabilidad en cuanto a aspectos de seguridad, integridad, prevención de derrames, entrenamiento y respuesta a emergencias.

Estos convenios abarcan materias como:

  • En caso de embarques internacionales, Naciones Unidas impone exigencias de embalaje y lo mismo exige la jurisdicción política por la cual pasará el embarque; el etiquetado debe ser adecuado.
  • Evaluación y selección de rutas, incluyendo la participación de la comunidad.
  • Aspectos de acopio y seguridad antes del embarque y en puertos de entrada.
  • Transporte y descarga en la faena.
  • Entrenamiento y mantención de medios de transporte.
  • Capacidad de respuesta a emergencias durante todo el proceso de transporte.

Barrick y sus proveedores de cianuro trabajan en conjunto con los transportistas para asegurar el cumplimiento del Código. Mediante acuerdos contractuales, Barrick exige que los transportistas demuestren conformidad con el Código a través de auditorías de terceros.

Las plantas de Barrick que utilizan cianuro líquido aplican los siguientes controles:

  • Camiones o contenedores de entrega especialmente diseñados.
  • Tanques de acopio y áreas de entrega de las plantas que se encuentran dentro de áreas de depósito y que han sido especialmente diseñadas para contener 110 por ciento de los contenidos de los tanques en caso de derrame o fallas del tanque.
  • Protección en caso de sobrellenado.
  • Equipo de medición para monitorear los niveles de gas.
  • Alarmas de detección de gas para avisar el aumento de niveles.

Las faenas de Barrick que utilizan cianuro sólido aplican los siguientes controles.

  • Camiones y trailers de entrega cuyos contenedores son sometidos a inspección antes del embarque.
  • Acopio en instalaciones o áreas diseñadas para evitar contacto con la lluvia o agua, cuentan con ventilación adecuada para minimizar la acumulación de gas y limitan el acceso sólo a personal autorizado.

En algunas operaciones de Barrick, el cianuro es transportado en forma sólida en estanques especialmente diseñados. Cuando el cianuro sólido llega a la planta, se le agrega el agua al estanque para disolverlo. Luego, la solución de cianuro es bombeada a los estanques de almacenamiento de la mina. El mismo control existe para transferir y almacenar cuando se encuentra como cianuro líquido, el cual incluye área de contención para derrames, alarma de sobrellenado y detección de gas cianídrico.

En todas las operaciones de Barrick existen planes y programas de repuesta a emergencias. Estos programas definen los procedimientos de emergencia en caso de que alguien esté expuesto o se sienta asfixiado por los vapores de cianuro o en caso de derrame. Las plantas cuentan con personal de respuesta a emergencias, quienes se entrenan regularmente para responder a diversas situaciones de emergencia, incluyendo la presencia de cianuro. Cuando las faenas de Barrick están cerca de los poblados, los simulacros de emergencia suelen realizarse con las instituciones de emergencia locales de la comunidad